Recomendado en todos los sentidos

Como motivo de reflexión en estas fiestas navideñas, compartimos con nuestros lectores este bello poema del escritor y político español José María Pemán, en el cual profundiza sobre el verdadero sentido de la Navidad:

Villancico de las manos vacías

 

Yo tenía tanta rosa de alegría,

tanto lirio de pasión,

que entre mano y corazón

el Niño no me cabía…

 

Dejé la rosa primero.

Con una mano vacía

–noche clara y alba fría–

me eché a andar por el sendero.

 

Dejé los lirios después.

Libre de mentiras bellas,

me eché a andar tras las estrellas

con sangre y nieve en los pies.

 

Y sin aquella alegría,

pero con otra ilusión,

llena la mano y vacía,

cómo Jesús me cabía

–¡y cómo me sonreía!–

entre mano y corazón.

 

“Que tus decisiones sean un reflejo de tus esperanzas, no de tus miedos”.
Nelson Mandela

“Aunque la verdad esté en minoría, sigue siendo la verdad”.
Mahatma Gandhi

“No hay una visión más triste que la de un joven pesimista”.
Mark Twain